Teresa del Niño Jesús (Thérèse de Lisieux)

por Oct 1, 2020Blog, Liturgia, Recursos Espirituales0 Comentarios

Dorothy Day era una admiradora de Thérèse (incluso llamó a su propia hija Teresa), pues veía en ella que «por muy involucrada política o socialmente que esté una persona, el amor que la motiva es mucho más importante que los logros externos».

Thérèse fue canonizada en 1925. El 19 de octubre de 1997, el Papa Juan Pablo II la proclamó Doctora de la Iglesia, la tercera mujer en ser reconocida a la luz de su santidad y la influencia de su enseñanza sobre la espiritualidad en la Iglesia.

De Franciscan Media:

Thérèse tiene mucho que enseñar nuestra era de la imagen, la apariencia, el «yo». Nos hemos convertido en personas peligrosamente autoconscientes, dolorosamente conscientes de la necesidad de ser satisfechos, pero sabiendo que no lo somos. Teresa, como tantos santos, buscaba servir a los demás, hacer algo fuera de sí misma, olvidarse de sí misma en silenciosos actos de amor. Ella es uno de los grandes ejemplos de la paradoja del evangelio de que ganamos nuestra vida al perderla y que la semilla que cae al suelo debe morir para poder vivir.

Dedique algún tiempo a reflexionar tranquilamente con la pregunta: ¿qué puedo hacer hoy fuera de mí mismo, por otra persona?

 


Obtenido de https://www.ccvichapel.org/post/theresa-of-the-child-jesus-thérèse-of-lisieux

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.