¡Basta de indiferencia! No tengamos más víctimas

por Dic 21, 2015Blog, Justicia, Paz y Tierra, Nuestras historias0 Comentarios

Como Congregación, nuestra Postura Corporativa frente a la Trata de personas nos llama a trabajar decididamente en defensa de la dignidad. Nuestra hermana Katty Huanuco,CCVI nos hace un llamado a estar atentas a este crimen presente también en las redes sociales e internet como modo de captación.

En el Perú miles de personas buscan trabajo. Aprovechando esa necesidad las organizaciones que se dedican a la Trata de Personas, con engaño o violencia, someten a la explotación laboral o sexual a niñas, niños, mujeres y hombres.

Indigna leer, ver y/o escuchar cómo las redes de ‘tratantes’ se apoyan –cada vez más- en la corrupción existente en algunas instituciones públicas. Éstas últimas, sobre todo, en las ciudades consideradas con más alto índice de ‘trata de personas’.

Al mismo tiempo, entristece saber que las redes sociales, son un potencial espacio para captar a más víctimas. Ya que los tratantes no son delincuentes comunes. Pero ¿por qué? Acaso es porque varias(os) de nosotras(os) publicamos información en nuestras cuentas. Quizá, pero hay definitivamente algo más: nuestra indiferencia.

Dejemos de ser ingenuas(os). No estar conscientes de este delito, es base para caer fácilmente en el engaño. Pues los tratantes tienen una estructura que les permite tomarse todo el tiempo necesario para generar un vínculo de confianza y engañar.

Es hora de actuar. Basta de indiferencia. No tengamos más víctimas. Porque cualquiera puede ser una víctima. Realicemos cadenas pero de solidaridad. Que nuestras amigas(os), seguidores(as) en redes sociales y nosotras rompamos la cadena de la indiferencia frente a la denominada esclavitud del siglo XXI.

Usemos nuestras cuentas en redes sociales cada 23 de septiembre, considerado el Día Internacional Contra la Trata de Personas, para difundir información y así tomar conciencia, prevenir y evitar, e incluso distinguir lo que es la Trata de personas y cómo ésta afecta o puede afectar a nuestras familias.


Contenido original del blog de Justicia y Paz: www.saccvi.blogspot.com

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.