¡Alabado sea el Verbo Encarnado!

El día 23 de mayo tuvimos nuestra tercer reunión internacional SURGE en la cual platicamos sobre la encíclica Laudato Si’. Nuestra reflexión se centró en reconocer que nuestra casa común ha estado sufriendo demasiado daño y maltrato, que en los últimos 200 años hemos desarrollado una velocidad mayor y que hemos tratado a la tierra como si fuera un suministro ilimitado de recursos, tomando más de lo que justamente nos corresponde.

Sin embargo, ¡no todo está perdido! Las y los jóvenes exigimos el cambio. Queremos luchar contra la crisis ambiental y contra el sufrimiento de los pobres. Sabemos que necesitamos un plan integral para que, así como sembramos en nosotros el amor al prójimo, respondamos a la invitación de Cristo a una conversión ecológica en donde todos pongamos una semilla de esperanza

Nuestros jóvenes SURGE nos muestran en sus diferentes países el cariño y cuidado a la casa común.

 

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.