Heroína de las Praderas

por Abr 26, 2017Blog, Nuestras historias0 Comentarios

Como resultado de sus muchos viajes a través de las llanuras de Texas para buscar apoyo para los niños del Orfanato de San José, la Hermana María de Jesús Noirry se ganó el título de «Heroína de las Praderas». Ella era una persona quien se dedicó totalmente a ayudar a otros, especialmente a los niños del Orfanato de San José.

Al enterarse de que no había suficiente comida para los niños, consiguió un equipo de caballos y una carreta para recorrer el país solicitando ayuda. Texas, en muchos lugares, era una pradera sin rastro. Su único compañero en estos viajes era un niño huérfano u otra hermana. El recorrido era peligroso. Partiendo a viajes de cinco o seis semanas, la Hermana se levantaba a las dos de la madrugada, se ponía un abrigo de soldado que le llegaba a los tobillos, un par de botas pesadas y un sombrero de paja. Mientras viajaba, mantenía un par de pistolas a su lado. Sus incursiones en las vastas áreas de Texas tuvieron éxito. Con sus constantes viajes, suministró comida a los niños durante nueve años. Las hermanas que la acompañaban de vez en cuando, hablaban de ella con admiración y asombro.


En el encabezado: La Hermana María de Jesús Noirry conocida como la «Heroína de las Praderas». Fotografía tomada en el año 1872. San Antonio, Texas.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *